Tarifas, el dilema de cara al verano

El paso fugaz por Carlos Paz del ministro de Turismo de la Nación, Gustavo Santos, no solo sirvió para inaugurar oficialmente el centro ambiental de Costa Azul, sino para sentarse junto a empresarios hoteleros y gastronómicos y debatir sobre las tarifas del próximo verano, un tema tan preocupante como incierto.

Aunque el compromiso del sector privado fue realizar el esfuerzo necesario para mantener competitiva la plaza, el alza de precios en el mercado interno sumado a las variaciones de algunos factores claves, como el dólar y los combustibles, llevan a que las tarifas recién puedan definirse en las puertas de la temporada.

“…se firmó un acta compromiso entre ambos sectores (público y privado) donde se comprometieron a ejecutar y coordinar una mejor y eficiente vinculación con las demandas de los consumidores, la promoción y difusión del destino, como así también desde el sector privado a realizar los máximos esfuerzos para mantener precios competitivos y trasladar los incrementos de manera racional para proteger a los turistas”, apunta el comunicado oficial del municipio.

Los empresarios que estuvieron presentes en la reunión fueron: Diego Silva (grupo ERSA), Martín Buzzetti(grupo PROACO), Daniel Baremberg (Hotel Portal del Lago), Jorge Airasca (Hotel MB Stilo), Gastón Corvalán (Hotel Amerian), Marcos Bertorello (Junior B), Cecilia Guerreño (grupo Pinares), Pablo Metrebian (Hotel Mónaco), Pablo Picotto (Hotel SierraSol/Cámara de Turismo), Marcelo Luna(empresa FONO BUS), Darío Ramatto (Hotel Los Sauces/Cámara de Turismo), Eduardo Giordano (Cámara de Turismo/Cámara de Teatros), Claudio Pérez (Hotel Santa Cecilia/Cámara de Turismo/CAPTUR), Alberto Esrequi (ASHOGA/CAPTUR).

“En el contexto de la inauguración del Nuevo Centro Ambiental, posteriormente, nos hemos reunido con amigos del sector turístico, con gente que venimos trabajando hace muchos años y que nos han manifestado, al igual que ha sucedido en Mar del Plata, la voluntad de limitar sus aumentos de precios para que podamos tener un buen verano y haya una buena respuesta para los bolsillos de los argentinos. Creemos en la responsabilidad de los empresarios y estas acciones han nacido desde los propios empresarios.”, manifestó Gustavo Santos.

Más allá de la voluntad de los empresarios, el impacto de la economía en los destinos turísticos comenzó a verse desde la segunda mitad de 2018, con una merma sensible de los viajes de egresados.

Compartir

Últimas Noticias